Atrás

10 y 5K 80 años del club Malvín

09 diciembre 2018
Con el auspicio de Antel se realizó el 9 de diciembre, la décima edición de la carrera Malvín 10 y 5k.

La tradicional competencia tuvo como marco una soleada mañana en la Playa de los Ingleses, donde se reunieron cientos de profesionales y aficionados al deporte. Los corredores completaron un recorrido que abarcó la costa de Malvín, Buceo, Punta Gorda y Carrasco.

CIRCUITO LARGO
En 10 km, los ganadores fueron Nicolás Cuestas,  Florencia Pirotti, Eduardo Dutra y Alvaro Pérez, en categorías general masculino, general femenino, silla de ruedas y no vidente, respectivamente. Se trató de la quinta fecha del torneo clausura del campeonato de la Confederación Atlética del Uruguay.

Nicolás Cuestas manifestó que es el máximo ganador de esta competencia: “la corro desde la segunda edición. Es un gusto estar acá, sobre todo este año que el Club Malvín me ha apoyado en la recuperación de mi lesión. Ahora a descansar unos días, porque el segundo campeonato arranca enero y hay que ponerse fuerte”.

Para Florencia Pirotti fue “una carrera dura por el viento y el calor, llegué a la meta en 39 minutos, 25 segundos. Entreno por el Club Atenas, estoy en la pista de atletismo tres veces a la semana”. Si bien le gusta mucho el deporte, competir profesionalmente no está dentro de sus objetivos más cercanos.

Eduardo Dutra participó en la categoría silla de ruedas, en ese sentido, comentó que se cuenta con poco apoyo para solventar los gastos que implica el deporte. Como ejemplo, mencionó que los repuestos para la silla deben traerse desde el exterior. No obstante, entrena a diario en doble horario. “Estoy preparando una carrera en Colombia este mes, y encarando el entrenamiento para hacer las marcas para los próximos Juegos Parapanamericanos en Lima, el próximo año”.

CIRCUITO CORTO
En 5km, los ganadores en categoría masculino y femenino fueron Horacio Olarriaga y Carolina Leiva.

Olarriaga pertenece al Club Nacional de Football y es la tercera vez consecutiva que gana. Contó que realiza los entrenamientos en los ratos libres que su trabajo le permite.  Es entrenado por Héctor García, funcionario de Antel. Su tiempo fue 16 minutos, 15 segundos.

Leiva también es del Club Nacional de Football, dijo que disfruta de correr en la rambla por la cercanía con la naturaleza y la hermosa vista que tiene.
Es nutricionista, y como tal destacó la importancia de una sana alimentación, el consumo de agua y buen descanso. Es fundamental seguir estas pautas “no solo para los deportistas, también para quienes no lo son”, acotó.

Grupo corredores de Antel
Los funcionarios de Antel, nucleados en el Grupo de Corredores, se hicieron presentes en esta nueva edición, en gran número.  Entrenan todo el año,  y mantienen una disciplina, por lo cual realizaron ejercicios precompetitivos para llegar en mejor forma a la hora de la largada..

Lira Santos, quien integra el grupo, se mostró muy entusiasmada con la actividad: “fue emocionante, esperábamos este momento hace mucho, es un tiempo que Antel nos da para participar, y la carrera la disfrutamos muchísimo”. 
Lira destacó la importancia del deporte en el mejoramiento de la calidad de vida de las personas, y la integración que fomenta el grupo de corredores, entre funcionarios de diversas áreas que si no fuera por estas actividades no se conocerían.

En este segmento, la deportista más rápida fue Manuela Ramos.

Organización
El Director de Deportes de la Intendencia de Montevideo, Daniel Leite informó que son varias las secciones de la comuna que participan en los operativos que se arman alrededor  de un evento de estas características. Es esta repartición que habilita los circuitos, cortes de tránsito y junto con la Confederación Atlética del Uruguay,  coordinan las fechas. 

Montevideo es el departamento con más carreras de todo el país.  Desde hace unos años no solo ha aumentado el número de competencias, también los participantes de las mismas.

ZUMBA
Previo a la ceremonia de premiación, los participantes se animaron a “tirar unos pasitos de zumba”, para distenderse, luego del gran esfuerzo físico.